Farruco

Esencia del flamenco... Me preparó físicamente.
Su técnica de pie y su manera de hacerte bailar me redondeó como bailaora.

Después del ejercicio de pie, que consistía en recorrer las tablas con tacones y plantas, te marcaba la letra, los remates, la escobilla... y a continuación yo repetía, repetía y repetía, hasta que él consideraba que esa parte estaba "bailá" con precisión y flamencura.

De su hija La Farruca aprendí mas de lo que puedo poner en letras. Fué una etapa importantísima para mi. Las clases eran individuales.

Con Farruco y su familia, algunos alumnos los acompañábamos y nos hacían participe de sus actuaciones en los festivales.

<